C/ Duque del Sevillano Número 1

Noticias Clínica Dental Aguaden



Razones para usar hilo dental y cómo usarlo


Autor: Clínica Dental Aguaden | Visitas: 72

Si crees que cepillarte los dientes es suficiente, conoce estas razones para usar hilo dental y cómo usarlo efectivamente para prevenir caries y otras afecciones bucales.

Muchas personas creen que están cuidando sus dientes con solo cepillarlos una o dos veces al día, pero no es así.

Si quieres mejorar el aspecto de tus dientes, combatir la placa, el mal aliento y evitar la aparición de más caries en tus dientes, es recomendable que comiences a usar hilo dental desde ya.


¿Por qué usar hilo dental?

El hilo dental debe ser parte de tu rutina de limpieza bucal diaria, erróneamente muchas personas piensan que el hilo dental es una medida extrema, que solo debe usarse una o dos veces al mes o cuando sienten comida atorada entre los dientes.

La realidad es que el hilo dental debe acompañar la limpieza de los dientes antes o después de cada cepillado, tres veces al día. Si no te es posible hacerlo tres veces al día, lo mejor sería que lo usaras por las noches antes de dormir.

El hilo dental ayuda a eliminar los restos de comida y bacterias que los cepillos por más novedosos y avanzados que sean, no pueden alcanzar. Usando hilo dental a diario previenes la molesta formación de placa y sarro en tus dientes.

 

5 razones para usar hilo dental diario

  1. Usar hilo dental te ayudará a eliminar la comida que queda atrapada entre los dientes y a eliminar la placa que se forma luego de comer y que los cepillos no son capaces de limpiar por completo.

 

  1. Evitar la halitosis, el hilo dental no permite que se formen conductos inalcanzables de comida que al descomponerse o fermentarse causan mal aliento.

 

  1. Ayuda a mantener las encías saludables, sin inflamación y sin sangrado, pese a que si se usa la seda del hilo con mucha fuerza puede causar sangrados leves.

 

  1. Usarlo de forma diaria ayuda a disminuir el riesgo de caries en los dientes y con esto muchas visitas futuras al dentista.

 

  1. Es el complemento perfecto después del cepillo dental y antes de los enjuagues bucales para lograr una correcta limpieza bucodental.

 

¿Cómo usar hilo dental?

Luego de haber realizado tu rutina normal de cepillado de dientes, que te llevará de tres a cuatro minutos, tómate otros dos o tres minutos para usar el hilo dental de la siguiente forma:

  • Corta de 30 a 40 centímetros de seda de hilo.
  • Coloca un extremo que apenas dé dos vueltas en un dedo índice para sostenerlo, y el resto del hilo enrédalo en tu otro dedo índice.
  • Usa el hilo entre tus dedos para comenzar a limpiar los dientes de tu mandíbula superior.
  • Sigue con la mandíbula inferior y no olvides los molares de hasta atrás.
  • Tus movimientos deben ser suaves e ir de atrás para adelante hasta llegar a la encía sin lastimarla.
  • Conforme vayas limpiando tus dientes ve enrollando el hilo usado en el índice que lo sostenía mientras lo desenrollas del otro índice.
  • Una vez que termines enjuaga tu boca con agua simple, agua con sal o algún enjuague bucal.

 

Desventajas de no usar hilo dental

Cuando no usas hilo dental o dejas pasar tiempos prolongados entre cada limpieza profunda entre tus dientes, permites que la placa se fortifique y se solidifique.

La placa bacteriana se comienza a formar luego de cada limpieza, es un estilo de cochambre que se pega a los dientes luego de cada comida y por ello es importante retirarla con el cepillado pero también con el hilo dental.

No usar hilo dental también puede provocar algunas enfermedades en las encías y causar mal aliento.

Si tienes dudas sobre cómo usar el hilo dental u otras dudas odontológicas, ¡consúltanos! https://clinicadentalaguaden.es/contacto.html





Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información